Noticias de la primera infancia

La leche importa: Lactancia materna para nuevas familias

Por Marius Nielsen, MSM

Cuando pensamos en la llegada de un nuevo bebé, la mayoría de los padres en Colorado planean amamantar. La Organización Mundial de la Salud dice lo siguiente: 

“Amamantar es la manera normal de proveerles a los menores de 2 años con los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo normales.  Virtualmente, todas las madres pueden amamantar, siempre y cuando cuenten con la información apropiada, y el apoyo de sus familias además del sistema de cuidados médicos y de la sociedad en general.” 

Pero si eres como la mayoría de los padres nuevos, seguramente tengas algunas preguntas en cuanto a cómo comenzar y que se puede esperar de este proceso.  Aquí encontraras algún que otro consejito para la mayoría de las preguntas relacionadas con el amamantamiento.

 ¿Cómo puedo prepararme para que me vaya bien?

Antes del nacimiento de tu bebé, considera los siguientes preparativos: 

  • Toma una clase de lactancia, como las que se ofrecen en varios de los centros de nacimiento, localidades del programa para Mujeres, Infantes y niños (WIC, por sus siglas en inglés), hospitales, asistentes de parto o proveedores de cuidados para las madres.  
  • Habla con tu esposo o compañero, familiares o amigos sobre tus objetivos en cuanto a la lactancia y porque es que sería importante para ti amamantar a tus hijos.
  • Busca en tu área un centro de apoyo a la lactancia o grupos de padres con los que puedas conectarte aun antes de que nazca tu hijo. 
  • Investiga con tu proveedor médico o con el departamento de salud pública que centros profesionales de apoyo a la lactancia están disponibles en el área donde vives.  
  • Encuentra un pediatra que conozca del tema y que apoye tu idea de amamantar a tus hijos.  

Si planeas regresar a trabajar después de dar a luz a tu bebé, deberías planificar lo siguiente también:

  • Prepárate para el regreso al trabajo leyendo y compartiendo los siguientes consejos (cuando abras este link dale clic a Translate en la parte superior derecha, al elegir español, podrás leer el artículo en ese idioma) con quien sea que vaya a ser la persona que cuidará de tu bebé. 
  • Pregúntale a tu empleador en cuanto a su política de lactancia (tanto las leyes Federales como las estatales de Colorado apoyan a los padres que se deciden por la lactancia materna). A tu empleador se le exige por ley que debe proveerte un tiempo y espacios privados para que puedas extraerte leche. Puedes leer más del tema aquí (cuando abras este link dale clic a Translate en la parte superior derecha, al elegir espanol, podrás leerlo en ese idioma) Cuando hables con tu empleador, esta guía tiene varios recursos y listas de verificación en cuanto a cómo apoyar a las empleadas que amamantan. 
  • Averigua si es que tu seguro de cobertura médica cubriría una máquina (o bomba) extractor de leche. Si no lo hace, el programa WIC les brinda uno de esos extractores de leche a aquellas mujeres que son elegibles para dicho beneficio.

¿Cómo puede mi familia o mis amigos apoyarme con las metas que me propuse en cuanto a la lactancia? 

Tener un nuevo bebé (¡así sea el primero o el quinto!) es mucho trabajo y los padres necesitan mucho apoyo una vez que ese bebé llega a casa. La mayoría de la gente quiere ayudar a los nuevos padres, pero a lo mejor no saben cómo hacerlo. Los siguientes consejos y recursos podrían ayudarte a saber cómo pedir la ayuda que necesitas: 

  • Compañeros, amigos y miembros de la familia pueden apoyar tu idea de amamantar trayéndole almohadas, agua, aperitivos y mantas a la madre que estará alimentando al bebé. Alimentar al bebé es una tarea ardua y necesitarás mucha ayuda con este tipo de apoyo básico. 
  • Pídele a la gente que te escuche y te brinde aliento cuando sientas que tu viaje se hace pesado y difícil.  
  • Haz una lista de las tareas que serían más beneficiosas para tu familia (comidas, lavar ropa, ayudar con los platos, cuidar de los hermanitos mayores, recoger a los niños de la escuela, etc.) así tienes más tiempo para concentrarte en alimentar a tu bebé, especialmente durante las primeras semanas. 
  • Pide este tipo de ayuda concreta antes de que el bebé nazca de manera que tus amigos sepan que sería útil que hagan antes de venir a visitarte. Por ejemplo, “me encantaría que vinieses y sostengas al bebé. O ¿Podrías por favor también recoger algunos comestibles y llevar los niños al parque así puedo tener un momento de tranquilidad para darle de comer al bebé y de paso tomar una siesta?”
  • Habla con amigos, familiares o tu proveedor médico si te sientes preocupada, o agobiada.

¿Qué pasa si amamantar no me resulta fácil o si se presentan problemas??

La mayoría de las madres pueden amamantar a sus bebés siempre y cuando tengan la preparación y apoyo adecuados.  Sin embargo, para muchos padres, encontrar la información adecuada, apoyo y balance para tener éxito puede tornarse una tarea difícil. 

Localizar un profesional de lactancia o grupo de apoyo antes del nacimiento de tu bebé es importante de manera que no tengas que hacer ningún tipo de investigación cuando comiencen los desafíos. Los consultores de lactancia pueden ayudarte con cosas como hacerte sentir cómoda al momento en que tu bebé se prenda al seno para ser amamantado, suministro de leche, extracción, como planear para dormir lo suficiente y otros desafíos de la lactancia. 

Tener amigos, miembros de la familia o un grupo de apoyo con quien hablar es esencial y te ayudará en esta primera etapa de la lactancia.  

¿Cuánto tiempo debería planear darle de amamantar a mi bebé?

Se recomienda que los bebés solamente reciban leche humana durante los primeros seis meses de vida (no agua, ni otras comidas, incluyendo cereales) y que continúen recibiendo leche humana por al menos 1-2 años. Después del primer año, es normal y saludable para los niños que continúen amamantándose tanto como lo deseen el niño y la madre.  Vea las recomendaciones generales de la Organización Mundial de la Salud aquí

Recursos adicionales: 

**Si necesitas ayuda con el proveedor de cuidados médicos para tu niño o con tu empleador en Jeffco para que tenga un lugar de trabajo que permita amamantar, favor de contactar a Marius Nielsen a mnielsen@jeffco.us.

 

Marius Nielsen trabaja como Coordinador del Programa de Salud Maternal e Infantil de Salud Pública del Condado Jefferson, coordinando esfuerzos para la prevención de obesidad en la temprana infancia, el programa HEAL (Health Eating Active Living, en inglés) y lugares que sean abiertos a las necesidades de lactancia. En este programa han trabajado con padres en edad de concebir hijos como también con familias jóvenes por varios años y son férreos defensores a la hora de ayudarles a alcanzar sus metas y potencial.